En 1958 se cumplieron cincuenta años de la proclamación canónica de la Virgen de la Sierra como Patrona de Cabra, título con el que venía siendo venerada desde muy antiguo. Con tal motivo la Corporación Municipal de aquellos días, presidida por el Alcalde Don Luis Gallego Carrasco, en la noche del 6 de Agosto de dicho año, acuerda “por aclamación nombrar Alcaldesa Perpetua de Cabra a María Santísima de la Sierra, para conmemorar las Bodas de Oro de su Patronato. El acto tiene lugar en la mañana del día 8 de septiembre de 1958 en el Salón del Parque “Alcántara Romero”.

El mismo emplazamiento acogió en el año 2008 la celebración del Centenario de la proclamación oficial del patronazgo y del Cincuentenario del citado nombramiento de Alcaldesa Perpetua, celebrándose tras la misma pontifical una extraordinaria procesión de regreso.